Squat Challenge

Ayer empecé nuevo reto de sentadillas, ¿Quien se apunta?

Este reto es para gente que esté en una condición física adecuada, por ello, os dejo por un lado el calendario que voy a realizar yo, que estoy habituada a este ejercicio y conozco la técnica, y una tabla para más principiantes.

Técnica:

images

Lo mejor que puedes hacer es elegir a una persona para que te acompañe a lo largo del reto, y así motivaros los dos.

Tabla avanzada:

SQUAT CHALLENGE

Tabla para principiantes:

squats principiantes

Animaros a realizarlo, os aseguro que si lo acompañáis de un poco de ejercicio (aunque sea caminar una horita) y una alimentación equilibrada, vais a notar cambio enseguida.

No hace falta que las hagáis todas del tirón, podéis poneros pequeñas metas: de 5 en 5 cada vez que os levantéis, de 20 en 20, para más avanzado…

Id contándome!!

Nos casamos.

Bueno, como lo prometido es deuda, y muchas me lo estáis pidiendo en Instagram…

Os voy a contar como fue la pedida de mano (Acabo de darme cuenta de que hoy hacen justo dos meses 🙂 )

El caso… Viernes 21 de abril, yo salgo a las 3, como todos los viernes, y ese día tengo suerte y no me toca seguir trabajando desde casa… Así que todos sabemos lo que pasa: Santa siesta de los viernes/cariñodespiertamecuandolleguesdetrabajar (Que sale a las 7, y es muy buena hora, como otra cualquiera, para despertar de una siesta)

A todo esto, que llega a las 7 y poquito, y me despierta: “Bonita, descansa un poco más, que tengo que hacer una cosa con el ordenador y ahora vengo” y yo es que en temas de dormir, soy muy obediente…

Así que seguí durmiendo, y al rato oigo que llaman a la puerta de mi cuarto y me despierto, con mi despiste de recién levantada, y mi pijama de Harry Potter, y no entiendo por qué están llamando a la puerta de mi cuarto…

Al tercer “pasa” y veo que no pasa, me levanto enfadada, pensando: ¿Pero y el tonto este que quiere? Total, que abro la puerta y la escena es la siguiente:

Mi novio vestido como un pincel, con mi camisa y colonia favorita, mientras suena de fondo Andrés Suarez y bueno, aquí la única neurona que yo tenía en funcionamiento en ese momento, se activa y me dice muy bajito: “Bea, creo que la has liado.” Así que pongo la mejor cara de corderito degollado que soy capaz de poner, le miro, se ríe y me dice: ¿Lo intentamos otra vez?

De manera que vuelvo a meterme en mi cuarto, y cierro la puerta, y vuelve a llamar.

Abro la puerta como si no hubiera pasado nada y fuera la persona más risueña del universo, y llega EL MOMENTO:

Se saca de la espalda unas cartulinas negras (si sí, sé lo que estáis pensando, en plan Love Actually, no, tiene más mérito aun: MI NOVIO NO HA VISTO LOVE ACTUALLY, y sí, (SPOILER ALERT) aun así me caso con él)

o-LOVE-ACTUALLY-facebook

Y en las cartulinas (me vais a permitir que me guarde lo que ponía exactamente) pero básicamente eran los motivos de por qué me lo estaba pidiendo ahí, en esa habitación, en esa puerta, de esa (NUESTRA) casa.

Y que qué mejor lugar que ese (por todos esos motivos) para enseñarme las fotos de Berlín.

Y claro, yo ahí pensé: ¿Qué fotos de Berlín?

Pues estas:

IMG_1562      IMG_1563

IMG_1564

IMG_1565

IMG_1566     IMG_1567

Fotos de las que yo no sabía nada, y no me había enterado en ningún momento que me había hecho.

Cuando acabó de pasar las fotos, (yo llorando como una magdalena, como os podéis imaginar) se arrodilló, sacó la caja con el anillo, y una flor…

Y dije……

¡¡¡¡SÍ!!!!

Berlín en cuatro días

Como ya sabéis muchos de los que me seguís en Instagram con mi cuenta personal (@srtanimov) hemos aprovechado las vacaciones de Semana Santa para hacer una escapada a Berlín.

Os lo voy a resumir por días, ya que nosotros hemos tenido ayuda para planificar (a última hora, porque somos un desastre) y nos ha venido muy bien este formato, voy a mezclar lo que hicimos, con lo que hubiéramos hecho, de haberlo tenido un poco más pensado todo:

Recomendaciones a saber:

  • Reservar cita para ver el parlamento por dentro, nos dijeron que es precioso y merece muchísimo la pena.
  • Una vez en al aeropuerto, nosotros viajamos a Schönefeld, comprad el billete de transporte de turista, nosotros compramos el de zona ABC que te incluye los traslados al aeropuerto, y sale súper rentable (41€/5días)

PRIMER DÍA:

Llegamos muy pronto, por lo que nos cundió bastante. Llegamos a las 10 a la ciudad, fuimos al hotel a dejar las maletas, y tiramos directamente.

Nos dirigimos a AlexanderPlatz, bastante céntrico, para ya tirar desde allí (el hotel en el que nos quedamos, era el City Berlín East, nada remarcable, y normal de precio, pero pillaba bastante a mano de todo (aunque a decir verdad, las comunicaciones de transporte público en Berlín en general son una maravilla) (MEH muy grande: el internet te lo cobran, (5€ 24/H) Aunque lo compramos para un día, y no se nos desactivó, así que nos salió bastante rentable)


En AlexanderPlatz te encuentras varias cosas, una primera visión de la torre de Tv, que se ve desde casi cualquier punto de la zona centro, y está muy bien para orientarse. Y unos puestecitos, de comida típica y bisutería artesana, que para una primera toma de contacto con la cocina germana, son muy recomendables.

Nosotros optamos por estos dos platos:

  • El famoso Currywurst con patatas
  • Champiñones, carne picada y patatas


Luego fuimos dando un paseo hasta la catedral (preciosa) que coincide con la zona de los museos, (Llamada Isla de los museos) Son edificios preciosos, todos con mucha historia, y que por lo que comprobamos al siguiente día, merece la pena visitar.

Ese día, tras tomarnos un café, nos fuimos al hotel, ya que habíamos madrugado mucho, y estábamos tan cansados que ni siquiera cenamos! Así que nos fuimos a coger fuerza para el siguiente día.

SEGUNDO DÍA:

Este día, íbamos a realizar un freetour por la parte imprescindible de Berlín (para los que no lo sepáis, el free tour funciona al revés que el resto de los tour, en vez de pagar por adelantado, pagas una vez que has disfrutado del servicio, y pones el precio acorde con tus posibilidades, y con lo que hayas valorado (Luego os hablo del que hicimos nosotros)

El caso, es que se puso a llover a cántaros, y aunque íbamos preparados, nos pareció buena idea aprovechar que habíamos madrugado, para irnos a ver museos, así que pusimos dirección a la Isla de los museos (compramos la entrada de la isla de los museos, que vale 18€ (La mitad, si tienes carnet de estudiante) y te vale para los 5 museos de la isla, en el mismo día)

Hicimos una primera parada en el Pergamonmuseum (En el interior del edificio con aspecto babilónico, se expone la impresionante Colección de Antigüedades, además del Museo de Oriente y el Museo de Arte Islámico) Nosotros entramos sin saber en qué consistía el museo, habíamos leído que merecía muchísimo la pena (y la cola que tuvimos que esperar daba fe de ello) y la verdad es que nos impresionó mucho. (La audio guía es gratuita, y está en Español)


El segundo museo que visitamos ese día (Después de hacer parada para comer) fue el Altes Museum, acoge una Colección de Antigüedades Clásicas que compone una mirada al pasado, transportándose unos 3000 años atrás en la historia. (Las audio guías son gratuitas, aunque en este caso, solo está en inglés y alemán)


Por último, entramos en el Neues Museum, la exhibición incluye una sala sobre el Antiguo Egipto y colecciones de Prehistoria e Historia, igual que lo hizo antes de la guerra. Entre los objetos que se exponen, destaca la famosa escultura de la reina egipcia Nefertiti (Súper espectacular de ver, como está conservada, una pena que no dejen hacerle fotos)


Este fue nuestro día de museos, con más de 12km recorridos a las espaldas, según mi móvil, fuimos a cenar algo, y directos al hotel.

TERCER DÍA:

Este día íbamos a realizar una visita al campo de concentración de Sachsenhausen, pero de camino, nos encontramos con un free tour que nos dio bastante confianza, y decidimos realizarlo al día siguiente con ellos (aunque finalmente no pudimos hacerlo por problemas técnicos, y se nos ha quedado como asignatura pendiente del viaje)

Así que ese día fuimos al museo de la topografía del terror, en él se documenta la historia de las instituciones del terror, situadas junto al distrito del gobierno nazi, y de los crímenes allí cometidos. Además, aquí se puede ver una de las pocas partes del Muro que aún se conserva en pie, es necesario tomarse bastante tiempo para leer los textos que acompañan a cada una de las fotografías (nosotros estuvimos como 3 horas, y lo vimos “rapidito” las audio guías, así como la entrada, son gratuitas, pero solo están en inglés y alemán, al igual que los carteles)


Nos fuimos a la puerta de Brandeburgo en busca de nuestro free tour para ver lo imprescindible de Berlín, pero nos dejaron tirados (En Facebook se llaman free tour Berlín en Español, y van con camisetas naranjas, si podéis, no lo hagáis con ellos, ya os digo, que no aparecieron para el tour de las 13:30) Sin embargo, tuvimos la suerte de toparnos con un tour que estaba terminando, e hicimos la reserva con ellos para por la tarde.


Fuimos afortunados y nos respetó la lluvia mientras lo hacíamos, es un tour de tres horas, lo hicimos con la página tour gratis (llevan paraguas verde), y en nuestro caso, nos guió Anabel, una Valenciana majísima que nos contó un montón de curiosidades, y que hizo que la caminata mereciera la pena.

Os cuento los puntos que recorre el tour:

– Catedral e Isla de los museos

– Universidad Humboldt

– Biblioteca, ahora facultad de derecho.

– Iglesias hugonotas

– Check point Charlie

– Bunker de Hitler

– Monumento a los Judíos

– Parlamento (solo por fuera)

– Puerta de Brandeburgo

Como veis, súper completo, y de verdad que lo que sabía esta chica, y estoy segura, que cualquiera de sus compañeros, hacen que merezca la pena contratarles.


Ese día cenamos en un restaurante muy alemán, en el que pudimos disfrutar de un buen codillo, y de una patata asada (bastante típicas de allí) no fue caro, por lo que os lo recomiendo: Kartoffelhaus N° 1 (Poststraße, 5 Berlin, Germany)


CUARTO DÍA:

Hoy, como os he dicho, estuve mala, y nos limitamos a ver series en el hotel, así que voy a contaros un poco mezcla de lo que hicimos el quinto día, con el cuarto, que pudimos movernos un poco.

Por la mañana: Museo judío (todos los carteles están en inglés y alemán, la entrada cuesta 10€ y la audio guía 3, la verdad es que yo pensaba que estaría más orientado al holocausto, y por ello me interesaba, pero después de verlo, recomiendo más o ir al campo de Sachsenhausen o bien acudir al museo que hay debajo del monumento de hormigón a los judíos, en el que se pone cara e historia a muchas de las personas asesinadas en el Holocausto)

El edificio del museo de los judíos está diseñado para describir las tensiones de la historia judeo-alemana, la exposición permanente comienza con la llegada de los judíos a la Alemania Medieval. Las muestras están compuestas por fotos, cartas y un sinfín de objetos cotidianos que muestran cómo la vida judía se mezcla con la historia alemana con el paso de los años.

A través de esta exposición puedes adentrarte en los hogares judeo-alemanes de los comienzos del siglo XX, antes de llegar a las salas que tratan sobre la emigración, las deportaciones y la masacre judía.

 


Luego por la tarde, fuimos al barrio en el que se encuentra el Oberbaumbrücke, donde acaba la parte americana, y se encuentra el trozo más grande que se mantiene en pie del muro, es una pena, porque está vallado (debido a que las partes sin vallar las estaban pintando) y no se aprecia en todo su esplendor, aun así, me parece increíble el pensar que gente de 50-60 años, haya podido vivir la mitad de su vida con muro, y la otra mitad sin él. Hace nada, que ocurrió todo esto y es una ciudad que ha sabido reunificarse y sacarle partido a todo lo que han pasado, y es totalmente admirable.


Es una zona muy pintoresca, y cruzando el puente que os comento, encontráis una calle en la que hay varios restaurantes que merecen la pena, nosotros comimos en un indio que se llama “amar” que nos gustó mucho. También hay varias heladerías de polos naturales, que tenían bastante cola, nosotros no los tomamos porque hacía bastante frío, pero tenían una pinta estupenda.

Después de esto, y aprovechando que hacía buen tiempo, nos cogimos el autobús 100 (que te hace el mismo recorrido que el autobús turístico, y te ahorras los 13€ que cuesta) y nos llevó a la zona del zoo, pasando por la columna de la Victoria y por el Bellevue Palace, en la que había una iglesia destruida bastante espectacular, así como un memorial por las víctimas del atentado que hubo en Berlín hace unos meses, y que resultaba bastante impactante.

En esto consistió nuestro viaje, creo que no me dejo nada.

Espero que os sea útil para planificar el vuestro, y cualquier duda o consulta que podáis tener, estaré encantada de ayudaros.

¡Gracias por acompañarnos!

Salsa/paté de champiñones y cebolla.

La receta de esta salsa/paté vegetal es fruto del “a ver que tengo en la nevera” más puro y duro que existe, pero no pudo ser mejor idea.

Ya os aviso que la textura es algo peculiar, por lo que quizá no sea del gusto de todos.

INGREDIENTES:

  • 200 gramos de champiñones
  • Una cebolla mediana
  • Queso de untar (en mi caso light, pero podéis usar el que queráis)
  • 100ml de leche.
  • Sartén, aceite y batidora.
  • Stevia/azúcar
  • Pimienta negra
  • IMG_8476

PREPARACIÓN:

Cortamos la cebolla en trocitos, y los champiñones si no vienen laminados igual.

Ponemos una sartén a calentar a fuego medio con algo de aceite, y cuando ya está caliente añadimos la cebolla y el champiñón.

Añadimos la pimienta al gusto.

Cuando ya está dorado y bien blandito, lo sacamos y lo metemos en el recipiente de la batidora.

IMG_8473

Añadimos: dos sobrecitos de Stevia o una cucharada de azúcar, los 100 ml de leche y dos cucharadas bien cargadas de queso de untar.

Lo batimos todo bien hasta que quede con textura espesa pero todo bien licuado.

Se puede tomar de cualquier manera, pero a mí como más me gusta es templado.

Es perfecto como salsa para filetes, o como crema para usar o bien en tostas, o bien con zanahorias y endivias como aperitivo.

Si probáis la receta escribidme y me contáis!

IMG_8480

Mascarilla anti puntos negros.

Buenos días!

Vemos en un montón de blogs videos de chicas llenandose la cara de una crema negra, pegando un tirón y arrancando todo lo arrancable (¿No os pasa que por más que sabéis que esto es asqueroso, no podéis dejar de mirar?)

Pues bien, la he probado, y he de decir que…. ¡FUNCIONA!

(Yo tengo la piel bastante bien, y me ha servido para quitarme las imperfecciones de las zonas más marcadas, si tienes la piel delicada te recomiendo que no uses estos productos “desconocidos”, ya que pueden causar reacciones alérgicas)

Ni siquiera hace falta comprarse una de las carísimas que anuncian las bloggers, os dejo el link de la que yo me he comprado en aliexpress, y os cuento:

http://s.aliexpress.com/be26Vrii

Lo primero, advertiros: como ya sabéis, Aliexpress no es apto para ansiosos, os puede tardar como un mes en llegar el pedido.

Lo segundo, mi experiencia:
Es una crema un poco pringosa, (parece chapapote, literalmente) y el olor es como esa gelatina que teníamos de pequeños, tipo flubber.

Hay que echar una capa fina (por lo que el producto dura un montón) si echáis más, no seca y no podréis hacer el peel off.

Os desmaquilláis, laváis bien la cara y aplicáis en las zonas necesarias (en mi caso, zona T y barbilla)

Y esperáis entre 15-20 min. (no se queda super tiesa, por lo que no es desagradable la espera, como lo puede ser a lo mejor una mascarilla de arcilla)

Una vez pasado este tiempo, podéis retirar: De abajo a arriba.

Espero que os haya servido este post y me contéis los resultados cuando la uséis!

Hamburguesas caseras

Os dejo nueva receta fit!

Hamburguesas de verdura y salsa de mostaza y miel.

La mezcla de verduras es muy parecida a la receta que os puse del pastel de atún.

INGREDIENTES:

  • 500 gramos de carne picada de pavo
  • 1 rama de brócoli
  • 2 zanahorias grandes
  • Media cebolla
  • 3 dientes de ajo
  • 3 cucharadas de salsa de mostaza y miel
  • Claras de huevo

PREPARACIÓN:

En la licuadora/batidora, mezcláis toda la verdura y cuando esté bien picada, retiráis y salpimentáis.

Lo mezclamos con la carne en un bol que nos permita remover bien.

Añadimos las claras, para que quede más uniforme y salpimentamos de nuevo.

Añadimos la salsa de miel y mostaza y mezclamos.

Yo con esta cantidad he hecho seis hamburguesas bastante grandes, podéis hacer más, más pequeñas, o incluso albóndigas.

Lo metéis al horno, (apoyado en papel vegetal, así no tendréis que usar aceite) a 180 grados durante 15 minutos, le dais la vuelta y lo dejáis otros 7-10


Y listas para comer, súper ligeras y sabrosas.

Bon appetit!